Hoy es uno de esos dias en que extraño a mis perros. Los extraño mucho, demasiado, cuando siento que de golpe, aun estando con gente, estoy sola. Cuando me doy cuenta que espero cosas que no llegan. Cuando la realidad está a mil kilómetros de mis fantasías.

Me dice Patricia, mi amiga cibérnética (gracias Patricia!!!), que no hay que esperar nada de nadie, y alegrarse cuando “nadie” hace algo bueno por uno, o algo que nos alegra o nos gusta, y de esa manera todo lo bueno es como de arriba. Tengo que escribir cien veces “no espero nada de nadie”.

No espero nada de nadie. No espero nada de nadie. No espero nada de nadie. No espero nada de nadie. No espero nada de nadie. No espero nada de nadie. Van 6, me faltan 94.

Racionalmente lo entiendo, y es perfecto. Pero.  Está bien andar por la vida sin esperar nada de nadie? Habrá alguien que entienda o que ejercite la empatía? alguien para quien uno sea importante, al punto que piense que es lo que uno quisiera, necesita o espera…. si yo lo hago, es tan loco pensar que hay alguien mas en el mundo capaz de ser asi?  O será que por algun retorcido mecanismo que ni mi sicóloga se atreve a explicarme, siempre buscamos eso que de alguna manera nos hace sentir que falta algo, eso es lo que nos merecemos, eso es lo que aprendimos, eso es lo que conocemos. Algún mandato familiar perverso…..No es muy retorcido? Es tan dificil?

En estos dias extraño a mis perros. A veces me canso de sentir empatía por otros. No quiero perder mas nada, ya perdí muchas cosas, y me resigné, porque eran cosas, ya aprendí a vivir sin ellas. Pero ya no quiero perder mas nada, aunque sean mis ilusiones.

Y cada vez que pienso en mis perros, me dan ganas de llorar. No sé que será de ellos ahora. Me acuerdo de Duc cuando lo subí a la camioneta en que se lo llevaban, era lo último de lo que me desprendía de mi vida de casada, y lloré en silencio, mientras los chicos me abrazaban, mas desbordados por verme a mi asi que porque se iba su perro.

Sigo con lo otro. No espero nada de nadie. No espero nada de nadie. No espero nada de nadie. No espero nada de nadie. No espero nada de nadie. Perdí la cuenta.

 

Anuncios